Amarres de amor

Ritual para que se enamoren de ti con la magia de la ruda

Ritual para que se enamoren de ti con la magia de la ruda

Con este ritual para que se enamoren de ti con la magia de la ruda te convertirás en una persona irresistible para el sexo opuesto.

Ten en cuenta que la hoja de la ruda es utilizada tanto en la magia negra como en la blanca.

Ya que por su olor penetrante y desagradable ha sido empleada en hechizos de protección.

Para alejar a las malas influencias y limpiar el ambiente de energía negativa.

Pero, su potencial también ácido es aprovechado para este tipo de rito.

Lo peculiar de este conjuro para ser irresistible es que con esta planta si no logras atraer a dicha persona es porque no te corresponde.

Pero, atraerás a alguien que si te valora demasiado.

Y con el cual podrás tener una vida feliz.

Lo único que necesitas para hacer dicho ritual es tener suficiente apertura emocional.

Mental y espiritual para confiar ene que ,si las fuerzas superiores así lo decían.

Y lo mas conveniente es vivirlo y aceptarlo .

Ritual para que se enamoren de ti-elementos:

Una cucharada de hojas de ruda secas, un imán, un saquito pequeño de color rojo, un trozo de hilo rojo.

Moneda de plata o plateada con una cara o figura humana del sexo de la persona que quieras enamorar.

Piedra roja, cruz (puede ser remplazada por una tijera abierta ), una cinta o cordón rojo.

Empezamos haciendo siete nudos en el cordón pensando y visualizando a la persona amada.

Lo dejamos sobre la mesa y poner la cruz o tijeras encimas.

Guardar en el saquito las hojas de ruda, la piedra, el imán  y las monedas de  plata.

Cerrar el saquito con el hilo blanco.

Después retirar la cruz y dar siete vueltas con el cordón alrededor del saquito recitando la oración:

“Por el poder mágico de la ruda, que la persona que amo se sienta atraída por mi como el imán al hierro”.

“Como el imán atrae al hierro, que su corazón, hoy duro como piedra, se ablande y albergue amor”.

“Si no e separa mi, que sea feliz. Sé que el destino me depara algo mejor que aceptaré siguiendo el consejo de las fuerzas celestiales”.

Durante siete días, por la noche, quitar el cordón y volver a enrollarlo siete veces recitando la oración.

Al octavo día hay que enterrar el cordón y guardar el saquito de color rojo en ligar donde nadie lo vea, debería quedarse allí hasta que se cumpla el deseo.

Relacionados